¿Conoces todos los tipos de láser que se utilizan para la depilación?

La ciencia ha evolucionado hasta tal punto, que en la actualidad, los tratamientos de depilación láser se pueden llevar a cabo con distintas herramientas. Los avances han permitido que ahora se puedan utilizar 4 tipos de láser distintos y luz pulsada intensa.

– Láser Rubí: Es un láser aceptable para la depilación, pero resulta más eficaz en los folículos profundos. Funciona mejor cuando se aplica en la cara y en pieles claras con vello oscuro.

– Láser Yag Neodimio: Apareció después y su uso principal se dio en el campo de la cirugía y en la eliminación de tatuajes. La técnica dermatológica de los tatuajes, que contienen pigmento que el láser puede destruir, es la que se utiliza para la depilación. La absorción de su energía por la melanina no es tan intensa como la de los otros láseres, pero su penetración es elevada. Una ventaja adicional de esta técnica, es que el color del pelo no es factor limitante del tratamiento.

– Láser Alejandrita: Está fabricado exclusivamente para los tratamientos de depilación. Su penetración en la piel supera la del láser Rubí, por lo que puede tratar folículos situados a más profundidad. Además, cuenta con un sistema de refrigeración superficial, que contribuye a que la piel sufra menos con el impacto de la radiación.

– Láser Diodo: Su capacidad de absorción por la melanina es menor que la del láser Alejandrita y tiene mayor penetración. Se puede utilizar con pieles más bronceadas, siempre y cuando el vello sea lo suficientemente oscuro.

– Luz Pulsada Intensa (IPL): no se trata de un láser, sino de una luz normal policromática. Su principal cualidad es que permite variar la longitud de onda (característica inmodificable en los láseres). Utilizando filtros especiales, se puede regular su penetración en la piel, por lo que su capacidad de acción es muy variada.

Deja un comentario

Please be polite. We appreciate that. Your email address will not be published and required fields are marked