Jurisprudencia en materia de quemaduras por fotodepilación

Te ha gustado

Los expertos y las asociaciones profesionales no dejan de advertir que los tratamientos de fotodepilación deben realizarse en centros autorizados y por personal titulado. Estas recomendaciones no carecen de sentido, ya que se han dado numerosos casos en los que el paciente ha sufrido quemaduras en la aplicación del tratamiento.

Estas recomendaciones se hacen ahora realidad en una sentencia judicial, que condena a un centro de estética ubicado en Paterna (Valencia), por provocar quemaduras de segundo grado en una pierna a una paciente de depilación láser. La Audiencia Provincial de Valencia ha condenado al dueño del centro por una falta de lesiones por imprudencia leve.

El juez ha considerado probado que la persona que aplicó el tratamiento tuvo descuido en el ejercicio de sus funciones, ya que llevó a cabo la sesión de depilación sin realizar previamente una prueba de sensibilidad sobre la pierna. Además, destaca que el acusado carece de la titulación requerida para realizar este tipo de tratamientos, y que el centro no cuenta con asistencia médica.

Después de considerar que estos hechos constituían un delito, el acusado ha sido condenado a pagar a la víctima 1.200 euros y a hacerse cargo de los costes del juicio. Aunque se trate de una sentencia aislada, este caso supone un precedente en el reconocimiento de delito por parte de quienes ejercen una actividad de forma ilegal.

Deja un comentario

Please be polite. We appreciate that. Your email address will not be published and required fields are marked