Dolor depilación láser, ¡Menos por favor!

Prácticamente todos los métodos depilatorios producen algo de dolor en el momento de realizarlos. En concreto, suelen ser molestos aquellos que arrancan el vello de raíz. Pero, en cambio, son los más efectivos, si comparamos con los que no lo hacen y con los que el pelo tarda muy poco en aparecer. La depilacion laser no es menos y se encuentra en el grupo de los molestos, pero se podría decir que es casi indolora y en comparación con sus inmejorables resultados, ¿podemos aguantar un poquito, verdad?

Quizás si somos de los que siempre hemos utilizado cuchillas o cremas depilatorias para eliminar el pelo indeseado, y nos pasamos a la depilación con láser, notemos más el cambio y seamos mas sensibles. Pero por lo general, si hemos estado acostumbrados a emplear una maquinilla eléctrica o la cera tradicional, sentiremos una molestia distinta e incluso menor.

Depilación láser y cicatrices

Muchas veces nos planteamos si podemos someternos a un Tratamiento de Depilación Láser si en la zona en la que deseamos eliminar el vello tenemos alguna cicatriz.

Es muy común porque las zonas que se suelen depilar son frecuentemente operadas.

No es extraño que una mujer que se quiere olvidar del vello público tenga la cicatriz de una cesárea o de una episiotomía producida durante el parto. O que la persona que decide depilarse las axilas tenga una pequeña cicatriz de haberse extirpado lo que conocemos como golondrino.

Otras muchas personas están operadas de alguna lesión de rodilla o de tobillo, y de ellas muchas podrían desear hacerse la depilación láser en las piernas.

Depilación Facial Hombre

Depilación láser en la cara 

En los últimos años se ha multiplicado el número de hombres que acude a centros depilación a realizarse un tratamiento láser. Al principio sólo querían quitarse el vello más antiestético, el que les podía acomplejar, como el de la espalda, hombros o el del pecho en los casos más extremos. Poco a poco la demanda fue aumentando y se generalizó el uso del láser para piernas, brazos y cualquier otra zona que al hombre le pueda parecer más cómodo o más bonito lucir depilada.

Y últimamente, se solicita la depilación permanente en la cara. Al ser una parte sensible, muy expuesta al sol y muy visible, hay que ser especialmente cuidadoso en todos los tratamientos en esta parte del cuerpo.

Depilación láser y tatuajes

Antes de tatuarse, es conveniente pensar en depilación láser.

Los tatuajes están a la orden del día. Han pasado de ser un símbolo de marginalidad a estar a la orden del día en los círculos más modernos e influyentes. Actores y actrices, futbolistas, ejecutivos, jóvenes y no tan jóvenes de todos los niveles económicos se tatúan habitualmente.

Pero también la depilación láser es un tratamiento cada vez más demandado, y ambas cosas son incompatibles, por lo que convendría tener en cuenta si en algún momento querremos depilarnos antes de hacernos un tatuaje.
Hay zonas, como la espalda o el hombro en el caso de las mujeres, en las que está claro que nunca vamos a plantearnos la depilación láser.

Depilacion laser pecho femenino

El pecho femenino, una parte del cuerpo en la que cuesta aceptar el vello

Algunas mujeres tienen vello en el pecho. No en todo el tórax, como los hombres, sino en los senos, sobre todo alrededor de la areola de los pezones. Sobre todo ocurre cuando se da algún desajuste hormonal, como en embarazos, menopausia o tratamientos con hormonas, bien sean anticonceptivos o debidos a alguna enfermedad. Cuando son pelos contados y no muy fuertes, se solucionan fácilmente eliminándolos con pinzas. Pero en algunas ocasiones, llegan a ser un problema.

Cuando son abundantes, se pueden convertir en una verdadera fuente de complejos. A ninguna mujer le gusta reconocer que tiene vello en los pechos. Pero no siempre es fácil eliminarlos todos, por lo que puede convertirse en un impedimento para mantener relaciones sexuales desinhibidas.